¿Qué es la ciencia abierta?

Ciencia abierta es producir conocimiento científico de manera abierta y colaborativa dejando en libre disponibilidad tanto los instrumentos de trabajo como los resultados intermedios y finales que se obtienen a lo largo de ese proceso. Esta forma de hacer ciencia promete revolucionar la producción de conocimiento científico porque es más eficiente, democrática y tiene el potencial de atender mejor a las demandas sociales.

 

¿De dónde viene la ciencia abierta?

Desde  sus inicios la ciencia se ha basado en prácticas de colaboración y producción de  conocimiento público, principalmente en forma de publicaciones. Sin embargo, en las últimas décadas las políticas de comercialización de la ciencia ha comenzado a limitar el acceso al conocimiento científico disponible. El movimiento de ciencia abierta retoma la  de apertura y colaboración de la ciencia tradicional y la combina con nuevas herramientas digitales para poner a libre disposición no sólo  papers sino también datos científico, software, notas de laboratorio, evaluaciones de pares,  proyectos, etc. El movimiento de ciencia abierta se inspira así  en las prácticas de apertura y participación que desarrollaron los activistas del software libre y código abierto (open source).

 

¿Cómo hacer ciencia abierta?

Hacer ciencia abierta implica poner a libre disposición los datos, resultados y protocolos obtenidos en las diferentes etapas del proceso de investigación y permitir que otros contribuyan y colaboren con el esfuerzo de investigación.  La apertura y la colaboración puede realizarse en diversas instancias de los procesos de producción científica, como se señala en la Figura de abajo. A su vez la apertura puede hacer en mayor o menor grado, y fomentando un mayor o menor diversidad de participantes. Existen restricciones más o menos formales que limitan el acceso a recursos que se comparten. Estas restricciones pueden ser formales, como las suscripciones pagas o las licencias para el uso o reutilización de materiales o información, o informales, como la necesidades de disponer de ciertas habilidades o recursos complementarios para poder aprovechar al máximo el conocimiento compartido. La ciencia abierta aspira a eliminar o reducir al máximo las condiciones para el acceso y accesibilidad a los recursos compartidos. La diversidad refiere a los sujetos hacia quienes se orientan los procesos de apertura: Los investigadores suelen sentirse cómodos compartiendo resultados finales de sus investigaciones con otros colegas del ámbito científico y no suelen estar bien preparados para compartir sus resultados con una audiencia más amplia. Las prácticas de ciencia abierta tienen la ambición de ampliar la cantidad y diversidad de usuarios y productores de conocimiento científico.

 

figura1

 

Hoy existen en el mundo, y disponibles para todos, herramientas que facilitan la apertura y colaboración virtualmente en todas y cada una de las etapas del proceso de producción de conocimiento científico, tanto en términos de alcance como de diversidad de participación.

 

Beneficios de la ciencia abierta

Los procesos de apertura y colaboración en la producción científica abierta tienen un amplio potencial de generar situaciones en las que todos los que participan ganan. Los investigadores ganan reconocimiento, visibilidad, acceso a nuevo conocimiento y fuentes de inspiración; los usuarios de conocimiento obtienen libre acceso y posibilidades de contribuir e intervenir en los procesos de producción de conocimiento; quienes financian la investigación incluidos los hacedores de política ganan mayor convicción de que los procesos de investigación son más eficientes y de mayor calidad. Mayor productividad científica, democratización del conocimiento y mejores oportunidades para atender demandas sociales son algunos de los beneficios claves de la ciencia abierta.

Productividad científica: La interacción entre investigadores promueve procesos que amplifican la inteligencia colectiva del grupo por el sólo hecho de compartir información que permite validar y descartar supuestos, hipótesis o líneas de indagación. Los científicos aprenden más rápido y de manera más acertada interactuando con otros investigadores trabajando en temas similares. Además, se evita la duplicación innecesaria de esfuerzos y se facilita la reproducibilidad de los resultados alcanzados. Por otro lado, al aumentar la cantidad y diversidad de actores que participan, nuevos recursos cognitivos se ponen a disposición de la ciencia  en ciencia. Esto permite que los problemas se encaren con perspectivas y herramientas distintas que la que están disponibles dentro de cada campo de investigación aportando diversidad y liberando condicionamientos disciplinarios. Muchas veces las respuestas a los problemas científicos llegan desde uno menos se lo espera.

Democratización del conocimiento: La ciencia abierta reduce además los costos de acceso a la producción científica. Esto implica que más gente puede encontrar las respuestas que busca, por ejemplo acerca de los últimos hallazgos en el tratamiento de enfermedades. Al mismo tiempo, facilitando el acceso también se promueve el aprendizaje.

Atención a demandas sociales: Potencialmente, un mejor acceso a los recursos y posibilidades de participación de en la producción científica, permiten que la sociedad intervenga en la construcción de las agendas de investigación. Así la oferta de conocimiento encuentra mecanismos para acercarse a las necesidades de la sociedad. O en otras palabras, se vuelve más factible que la ciencia pueda atender como mayor efectividad las demandas sociales.

 

Prácticas de ciencia abierta

Existen distintas prácticas de ciencia abierta que combinan aspectos concretos de alcance y diversidad de apertura en algunas etapas específicas del proceso de investigación.

El cuadro de abajo resume las principales características de las prácticas de ciencia abierta más extendidas a nivel internacional e identifica algunos ejemplos.

Prácticas de ciencia abierta más extendidas a nivel internacional

Nombre En qué consiste Ejemplos internacionales
Acceso abierto Publicación online de artículos y otras formas de conocimiento o información científica de manera libre y gratuita. En 2003 un grupo de académicos firmó la Iniciativa de Acceso Abierto de Budapest promoviendo el auto-archivado de los artículos científicos y la creación de revistas de acceso abierto. A esta declaración  que siguieron otras similares. El Directorio de Repositorios Abiertos registra un total de 3048 repositorios a nivel mundial, de los cuales 267 se ubican en América del Sur. En la región están SciELO- Scientific Electronic Library Online, Redalyc: Red de Revistas Científicas de América Latina y el Caribe y la Red La Referencia.
Ciencia en red La ciencia en red utiliza herramientas web, redes sociales y acceso abierto para aumentar la escala (y la diversidad) de la colaboración y acelerar la producción de conocimiento científico. Busca fomentar el intercambio, principalmente entre científicos pero también con otros actores, tanto de productos intermedios y finales como de ideas.

 

Open Science Framework
Ciencia ciudadana

 

Colaboración entre científicos y ciudadanos fundamentalmente en la etapa de recolección de datos lo cual permite ampliar extraordinariamente la capacidad de generar grandes bases de datos. Resulta una práctica bastante extendida en ecología y astronomía. Galaxy Zoo

The Great Sunflower Project

Ciencia para la gente Grupos científicos que buscan generar  conocimiento o herramientas para la resolución de problemas concretos de la sociedad civil Science shops en Europa y EE.UU.
Comunicación pública de la ciencia

 

Prácticas que buscan difundir el conocimiento científico al público amplio. Esto implica utilizar canales de comunicación de los resultados científicos distintos a los tradicionales, como las redes sociales, blogs, clubes de ciencia, etc. y también nuevos formatos de comunicación, como infografías, notas y videos pero también otros más interactivos como juegos, actividades en museos, etc. I Fucking love  science (originalmente un  página de facebook, este sitio mantenido por Elise  Andrew  alcanzó,  en enero de  2015, casi 20 millones de likes; Science show  (Canal  de noticias científicas  en youtube.com)